RESPUESTA DE 300 HOMEOPATAS AL ARTICULO DEL PERIÓDICO LE FIGARO.

Publicamos una carta de los compañeros médicos homeópatas franceses en relación con un artículo publicado en el periódico Le Figaro

“Hoy, un grupo de médicos y profesionales de la salud se erigen como guardianes de la “ciencia”, negando así la capacidad de discernimiento de cientos de millones de pacientes de todo el mundo que usan la medicina alternativa.
Mientras que la OMS afirma que las medicinas alternativas tienen un lugar real en el sistema de salud, estos censores están arrojando a la basura todo lo que escapa a su visión de la medicina. Mencionan el juramento hipocrático, pero es por fidelidad a este juramento que los médicos homeópatas han elegido agregar largos estudios a su estudio clásico, para tratar a pacientes que no encontraron una solución satisfactoria a su sufrimiento. El enfoque homeopático, que tiene en cuenta la integridad y la individualidad del paciente, les ha permitido, al igual que sus predecesores a lo largo de los siglos, lograr notables éxitos terapéuticos.

Como cualquier médico, el homeópata hace un diagnóstico de la enfermedad y define las indicaciones y los límites de su práctica. Este es un paso esencial, pero su campo de experiencia complementario le exige dar un paso más para conocer al paciente y su forma personal de vivir su enfermedad. La prescripción del medicamento correspondiente a la totalidad del caso, ya sea aislada o complementaria a los tratamientos convencionales, es el resultado de un proceso riguroso y controlado.

Cómo ignorar la selección como una prioridad de salud pública de la homeopatía en la India, donde está representado por un ministerio específico. También está integrado en el sistema de salud pública en Brasil, Chile, México, Pakistán, Suiza …

Todo el mundo sabe que la homeopatía no tiene efectos secundarios tóxicos cuando se prescribe de acuerdo con reglas claramente establecidas. Esta es una de las razones de su creciente éxito entre los pacientes, que buscan tratamientos sin efectos secundarios.

Hacer a las medicinas alternativas responsables de la desconfianza de la opinión pública con respecto a la medicina convencional es la forma ilusoria de desviar los verdaderos problemas de responsabilidad en el actual contexto de escándalos de salud pública. 10.000 muertes al año en Francia debidas a la toma de medicamentos mal dosificados, mal asociados, a pesar de las reglas de precaución. 1.783.000 muertes por año en los EE. UU., directamente atribuibles a la medicina convencional.  Un error médico cometido por un homeópata será objeto de una campaña de desprestigio del método, ¡aunque no por nada!.

Con un tubo de gránulos homeopáticos que cuesta en promedio 2 euros, estamos lejos de la cuenta si lo comparamos con el precio desorbitante de ciertos tratamientos. Si sumamos los costos también faraónicos relacionados con las complicaciones de los medicamentos, ampliamente documentados por el estudio estadounidense mencionado anteriormente, se vuelve gracioso decir que el reembolso de la medicina homeopática está desperdiciando dinero público. Con 200 millones de personas que se tratan con homeopatía en el mundo, el mercado homeopático representa solo el 0.3% del mercado mundial del medicamento.

La afirmación de que no hay evidencia de que la homeopatía sea efectiva se basa en un trabajo cuestionable. El Dr. Richard Horton, editor en jefe de la prestigiosa revista “The Lancet” declara que la mitad de la literatura es falsa, su colega la Dra. Marcia Angell, editora en jefe del New England Journal of Medicine, dice “que ya no es posible creer gran parte de la investigación “. Hoy en día, todas las autoridades de salud que legislan sobre la homeopatía se basan en dos metanálisis.

  • El primero es The Lancet publicado en 2005. El sesgo utilizado no se habría aceptado en ningún estudio de medicina convencional. Este sesgo era obvio para quienes se tomaron la molestia de no detenerse en la conclusión. Por lo tanto, se lanzó una campaña falsa en medios internacionales contra la homeopatía.
  • El segundo es el metanálisis del Consejo Nacional de Investigación de Salud y Medicina de Australia (NHMRC) de 2015. Excluye el 90% de los estudios proporcionados y se basa únicamente en 5 estudios seleccionados entre 1800. Este organismo aplicó una sucesión de filtros arbitrarios y criterios de fiabilidad que nunca se había aplicado a sí mismo y es el objeto de una segunda opinión.

El informe “Health Technology Assessment” de 2011 preparado en nombre de las autoridades sanitarias Suizas nunca mencionado por contra, que concluye la eficacia de la homeopatía!.

Si existe el efecto placebo en la homeopatía como en todo acto terapéutico, su eficacia observada desde hace más de dos siglos, independientemente de las culturas y en las patologías más graves, tanto en humanos como en animales y las plantas no pueden ser reducidas para este propósito. Al contrario de lo que se dice, hay una creciente evidencia sobre la eficacia de la homeopatía a pesar de los recursos ridículos asignados a esta investigación.

Los principales oponentes de la homeopatía de hecho ignoran todo acerca de esta medicina que tiene un cuerpo de conocimiento colosal que establece un enfoque experimental y que ha sido enriquecido durante dos siglos de observaciones clínicas.

Uno de los matemáticos más grandes del siglo XX, Alexandre Grothendieck analizó los descubrimientos del fundador de la homeopatía y se preguntó en estos términos sobre el cambio de paradigma que proponen a la ciencia:

  <<Esta nueva medicina que ha descubierto y desarrollado, y que al mismo tiempo me parece que contiene en germen una nueva ciencia de vastas dimensiones, va resueltamente en contra de las grandes corrientes de pensamiento que han dominado su tiempo como todavía dominan, casi por completo, el nuestro, y especialmente la medicina y las ciencias naturales como la química y la física. Funciona con ingredientes activos tan sutiles, obviamente extramateriales, que su terapéutica (cuyo éxito, que es sorprendente en ciertas condiciones donde la medicina tradicional es impotente, ha sido evidente durante más de un siglo y medio), es un desafío permanente a las ideas probadas (¡y especialmente inmateriales!) que han fundado la química, la física, la biología y la fisiología durante dos siglos; un desafío que la “ciencia” hasta hoy todavía ha preferido ignorar con soberbia, en lugar de enfrentarse a ella (a riesgo de tener que replantearse de arriba abajo …).>>

La realidad es que hoy en día, la mayoría de los homeópatas practican en un espíritu de confraternidad con sus colegas “alópatas”. Los ejemplos de colaboración exitosa en el contexto de los servicios de Medicina Integrativa están creciendo en número y muestran no solo un aumento en la calidad de vida de los pacientes tratados por cáncer, sino también, y sobre todo, una ganancia en las oportunidades de supervivencia en la vida.

En un momento en que la resistencia a los antibióticos, la explosión de enfermedades crónicas y el aumento de los costos de la salud son una gran preocupación para el mundo médico y político, ¿no es hora de unir todas las fuerzas, dialogar y profundizar en nuestras complementariedades, en lugar de separarnos? .

Si queremos hacer frente a los muchos desafíos de salud que le esperan a la humanidad, aunque solo sea a causa de los desastres ecológicos, ¿es suficiente el modelo hegemónico de la alopatía, erigido en “pensamiento único”?.

Dr. Edouard BROUSSALIAN

Dr. Florina CARAT

Dr. Chantal CHEMLA

Dr. Bénédicte GOUDARD

Dr. Yves MAILLE

Dr. Philippe MARCHAT

Dr. Pierre POPOWSKY

Dr. Jean-Claude RAVALARD

Dr. Philippe SERVAIS

Dr. William SUERINCK

Dr. Michel de LORGERIL

Dr. Christine PAVON

Dr. Vincent RELIQUET

BIBLIOGRAFIA.

  1. https://www.vidal.fr/actualites/22641/collectif_bon_usage_du_medicament_premiers_resultats_10_nouvelles_pistes_d_amelioration/
  2. http://www.lifeextension.com/magazine/2004/3/awsi_death/Page-01
  3. https://www.hri-research.org/resources/essentialevidence/use-of-homeopathy-across-the-world/
  4. http://www.thelancet.com/pdfs/journals/lancet/PIIS0140-736%2815%2960696-1.pdf
  5. Seleccionados 8 estudios doble ciego para homeopatía frente a 6 para tratamiento convencional y sin criterios de individualización. A pesar de esta gran desventaja, si cambiamos un solo estudio entre los 8 llamados “alta calidad”, los resultados se revertirían. En este estudio falla en el “análisis de sensibilidad”.
  6. https://www.hri-research.org/resources/homeopathy-the-debate/the-lancet-paper-by-shang-et-al/
  7. Por ejemplo, solo se seleccionaron los estudios realizados en grupos de más de 150 pacientes, mientras que el propio NHMRC realiza estudios regulares en grupos de menos de 150 pacientes … Podemos cuestionar la relevancia científica del enfoque, y más aún cuando sabemos que los primeros resultados mostraron resultados a favor de la efectividad de la homeopatía y que este estudio es actualmente el tema de una segunda opinión.
  8. http://www.who.int/traditional-complementary-integrative-medicine/en/

Carta al Presidente de la OMC. Por Isabel Romero de la Osa

A/A  Dr. Serafín Romero, Presidente OMC

Muy Sr mío:

Soy médico licenciado por la Universidad de Sevilla y homeópata  titulado por la misma universidad.

Conocí la Homeopatía por casualidad, como muchos de los que la prescribimos, ya que no tuvimos la fortuna de ser, al menos, informados de la existencia de esta opción terapéutica en nuestros años de formación como médicos.

Mi experiencia con esta terapia fue como paciente. Me sometí a ella dudando de su eficacia, pero tratando de darme una oportunidad de curación que no había conseguido ni  había posibilidades de conseguir aplicando los conocimientos adquiridos durante mi formación médica. El resultado fue asombroso en 15 días había salido de una enfermedad que llevaba años padeciendo. Y no fue efecto placebo, no solo se  normalizó  mi estado físico sino las analíticas.

Si me formé en esta opción terapéutica no fue por enriquecerme, sino por ofrecer a mis pacientes una posibilidad de curación con la que anteriormente no contaba. No hubiera sido ético conocerla y no aplicarla.

Desde entonces he tratado y curado a personas y a animales, y si  no en todos los casos he conseguido los mejores resultados, puedo asegurarle que lo que ha fallado no ha sido el efecto placebo sino mi pericia al seleccionar el tratamiento más adecuado. No soy perfecta  aunque lo intento.

Resulta muy doloroso darse cuenta de que realmente has recibido una formación parcial, y que no se te ha preparado para curar sino para mantener una cantera de enfermos crónicos entre los que entran tus padres y tus hijos. Al principio piensas que tal vez tus profesores no conocían esta posibilidad, que transmiten un engaño que no saben que lo es  y te relajas, perdonas y te perdonas y tratas de seguir adelante con un cambio de actitud que la suerte te ha  permitido. Hasta das gracias a haber padecido aquella enfermedad que te llevó a este nuevo conocimiento.

Pero la actitud que están teniendo los representantes de los médicos, es decir USTEDES,   me hace pensar que el desconocimiento de otras terapias es  intencionado. Malintencionado.

¿Qué explicación tiene si no es así que a pesar de las múltiples pruebas de eficacia científica  que se les ha presentado sigan diciendo que no hay pruebas de efectividad?

¿Qué sentido tiene que no valoren los testimonios de pacientes curados y pidan estudios de laboratorio cuando la prueba definitiva de eficacia terapéutica es el resultado del tratamiento en los pacientes antes enfermos?

¿Por qué siguen diciendo que estas curaciones solo se deben al efecto placebo y no se dignan  mirar los cambios en las pruebas complementarias de los pacientes curados con homeopatía?

¿No se han preguntado nunca por qué el efecto placebo no se da con los medicamentos convencionales?  ¿Será porque el paciente confía más en su médico cuando este le prescribe homeopatía que cuando le prescribe un medicamento convencional?

¿Por qué funciona en bebés, animales y plantas?   ¿También por efecto placebo?

Y lo curioso de todo esto es que en su ataque a esta terapia se pavonean diciendo que lo hacen en beneficio de los ciudadanos.  O no tienen ustedes conciencia (probablemente la acalle algún donativo sustancioso por parte de algún poderoso interesado en  mantener la cantera de enfermos crónicos) o su ego es tan grande que NO les permite reconocer   que no están lo suficientemente formados para juzgar y mucho menos que pueden estar equivocados.

La verdad es que muy formados no pueden estar si siguen pensando que la partícula esencial  de materia sigue siendo el átomo. Para utilizar el número de Avogadro como justificación de que en las  diluciones homeopáticos no hay nada que justifique el efecto terapéutico su preparación en física y química se debe haber quedado en los conocimientos de principios del siglo XIX.

La medicina es  la ciencia de la salud. Debería estar en manos de personas que antes que nada buscan el bienestar físico y espiritual de los que acuden a ella. No son precisamente ustedes esas personas, pues desde el puesto que se han auto-concedido y desde el que deberían defender la ética y la deontología médica hacen todo lo contrario.

  • Llaman charlatanes a quienes curan sin producir efectos secundarios
  • Acusan de ladrones a quienes cobran por consulta mucho menos que ustedes.
  • Tratan de  forzar al médico a prescribir en contra de su ética y su moral
  • Dificultan el derecho constitucional del paciente a elegir la terapia que considere más conveniente
  • Se permiten, rebatir los consejos de la Unión Europea y la Organización Mundial de la Salud de introducir las terapias tradicionales de probada eficacia terapéutica, como la homeopatía, en las facultades y en la sanidad pública.

Y todo eso sin tener la suficiente preparación en el tema que atacan y sin el mínimo interés en tenerla, puesto que  si hubieran estudiado toda la información científica que se les ha hecho llegar habrían cambiado su actitud  Señores, ustedes piden pruebas  de que esta terapia  es eficaz, pero no se molestan en verlas o no quieren hacerlo

Como habrá podido averiguar por mis palabras no soy ajena a la problemática creada por ustedes contra las terapias diferentes de la convencional, tampoco a la evolución de esta problemática  desde que iniciaron su campaña de acoso y derribo.

El comunicado emitido por el Consejo General de Colegios Oficiales de Médicos subrayando su rechazo a la homeopatía  y en la que habla de prácticas invalidadas científicamente y considerando a la homeopatía como ajena a la ciencia y a la profesión ha  acabado con la poca empatía que podía tener con  los dirigentes de la OMC.

Ustedes mienten, mienten descaradamente. En ningún momento la Homeopatía ha sido invalidada científicamente más que por sus  sueños de que así sea.   Y puesto que , a su pesar, produce curaciones que la medicina que me enseñaron en la facultad no puede o quiere, no solo no es ajena a la profesión médica sino que debe ser de obligado aprendizaje

Ustedes mienten, mienten  interesadamente Utilizan su cargo contra lo que tienen que defender y  lo peor es que lo hacen en nombre de toda la clase médica sin haber contado con ella.  Ustedes no nos representan en  ningún momento, ni a mí ni a los que creemos que ser médicos es buscar lo mejor para nuestros pacientes.

No sé si darles la enhorabuena o mis condolencias, porque van ustedes a pasar a la historia ( mi enhorabuena) pero no como beneficiarios de la humanidad sino como aquellos que no dudaron en condenar a sufrir incluso a sus propios hijos (mis condolencias)

Dra Isabel Romero de la Osa Palacios. Médico y homeópata