LA HOMEOPATÍA CURA. Una terapia complementaria

LA HOMEOPATÍA CURA. Una terapia  complementaria

En relación al artículo de opinión publicado el día 1 de junio de 2017 sobre el fallecimiento de un niño en Italia a causa de una otitis tratada exclusivamente con homeopatía, me gustaría hacer algunas puntualizaciones.

En primer lugar, la Homeopatía  es una propuesta de salud basada en rotundas evidencias de curación, mejoría, paliación, alivio y acompañamiento de las personas que sufren y padecen una enfermedad. Evidencias que los 300.000 médicos que la empleamos en el mundo observamos cada día en nuestra práctica clínica.

La satisfacción de los usuarios pueden verse reflejada, por ejemplo, en los resultados de la VII encuesta sobre la percepción social de la ciencia del Fecyt, donde un 53% de la población afirmó confiar en la eficacia de la homeopatía. En el mundo, son 500 millones de personas las que recurren a medicinas complementarias para curarse.

Algunos países de la Unión Europea como Suiza, Francia o Alemania ya la incluyen en sus servicios de salud. En España, cada vez más hospitales la incluyen en su oferta terapéutica y algunos seguros de salud también la incluyen entre sus prestaciones.

Todos estos datos deberían ser relevantes para entender por qué los médicos continuamos empleándola y los pacientes solicitándola. Por eso, quisiera aclarar que los errores médicos no invalidan las terapias. Los datos en medicina convencional muestran que los fármacos son la tercera causa de muerte en el mundo, pero nadie afirma que los medicamentos convencionales matan. Entonces, parece incoherente afirmar que la culpa es de los medicamentos homeopáticos en el caso del niño italiano.

Son los propios usuarios bien informados los que deciden cómo tratarse y quienes demandan integrar las  terapias complementarias como un recurso más para su curación. Tal y como recoge el Código de deontología y ética en el  artículo 9.1 “El médico respetará las convicciones de sus pacientes y abstendrá de imponerle las propias”. Nosotros, como médicos, debemos respetar  sus decisiones y acompañarlos en su sufrimiento generosamente.

Creemos que el trabajo de las instituciones médicas, esto incluye al citado observatorio de pseudociencias que ha puesto en marcha la Organización Médica Colegial, debería encaminarse a evitar el intrusismo en el ámbito de la medicina. En este punto, las sociedades y asociaciones profesionales de homeopatía, constituidas por expertos en la materia, siempre nos hemos ofrecido como interlocutores necesarios. Nos gustaría, una vez más, tender nuestra mano públicamente para que entre todos hagamos una medicina mejor.

Mª Jesús Pita Conde

Presidenta de la Sociedad Gallega de medicina Homeopática

Master en Bioética.

Dejar un comentario

1 comentario

  1. Marta

    Doy fe de su beneficio. Mis enfermedades las CURO con homeoparia.

Siguiente entradaGránulos de Historia: Benitúa Iriarte, un paciente agradecido.